¿Hasta qué punto es productivo divertirse en el trabajo?

El neuromarketing y las neurociencias nos están enseñando cómo los niveles de emoción, atención e incluso memoria, ayudan de forma positiva a la venta. Aplicando estos mismos principios en nuestra oficina, descubrimos hasta qué punto divertirse repercute en la productividad de los empleados en sus mesas de oficina.

Generalmente, se tiene entendido en ciertas culturas de empresa que pasarlo bien es antónimo de tener estándares altos de productividad, considerando que la diversión va ligada con la relajación y la toma de trabajo a la ligera. Todos hemos pasado por días en los que rendimos menos por no estar motivados o tener un trabajo demasiado monótono, por lo que lo ideal es añadir humor a la jornada laboral para obtener beneficios personales y profesionales.

La felicidad guarda relación íntima con la productividad

Según los estudios, se evidencia cómo el incremento de la autoestima y la felicidad guarda relación con la productividad. Las experiencias emocionales que sean positivas en el trabajo, tienen que ver con calificaciones mayores a la hora de desempeñar las tareas y cooperar con nuestros compañeros.

La universidad de Warwick mostró en un estudio que la productividad se incrementaba un promedio del 20% tras haber tenido diversión en horario laboral. Dichos datos pasaban por momentos en los que tomábamos un café o momentos donde nos divertíamos y reíamos con compañeros. Así, dedicar al menos 2 minutos antes de una reunión a ello provoca un aumento de la productividad del 150% y favorece la comunicación en ella.

Estos son los beneficios de la diversión en el trabajo

En primer lugar, es un remedio infalible para combatir el estrés. Disponer de un estado anímico, físico y mental positivo siempre ayudará a destensar las tensiones. Por otro lado, aumenta la creatividad, ya que los empleados felices tienen mejores ideas creativas. La risa hace que nuestro cuerpo desprenda endorfinas, liberando una sensación de bienestar que incrementa el aporte de oxígeno al cerebro.

Además de ello, incide en una mayor motivación. Gracias a una óptima complicidad y relación entre los miembros de una empresa, los retos se afrontan con una mejor predisposición y un mejor ánimo. Asimismo, la comunicación será más fluida, ya que el humor es el aliado perfecto para una buena satisfacción laboral y una buena comunicación con empleados.

¿Imaginas el efecto que tiene divertirse en el trabajo? Interactuar con proveedores, resolver problemas o atender a nuestros clientes será distinto si empleamos el humor en nuestro trabajo. No debemos olvidar que construir una cultura de trabajo productiva y atractiva es labor de todos.

También te puede interesar

Estás a punto de entrar en la tienda online de Actiu - Oficines.

Introduce este código durante tu compra y recibirás un 15% de descuento en toda la tienda.

OFICINES43T15